Idea para generar menos basura en la Semana Grande

Durante la Semana Grande de la ciudad se instalan casetas en las cuales se sirven pinchos y bebidas en vasos de plástico. Los vasos de plástico no son muy ecológicos (no se reciclan) y muchos terminan aplastados contra el suelo, por lo que luego alguien tiene que recogerlos...

Propongo que las bebidas en las casetas se sirvan en vasos de cristal contra una fianza de por ejemplo tres o cinco euros. Ventajas:

* Dejarían de fabricarse y consumirse miles de vasos de plástico de un solo uso.

* El personal del ayuntamiento dejaría de tener que recogerlos del suelo y vaciar decenas de papeleras.

* Tomaríamos tranquilamente nuestras consumiciones en cómodos vasos de vidrio, con importantes mejoras ergonómicas teles como: a) la bebida estaría más fresca (el cristal tiene mucha peor conductividad términa que el plástico, por lo que la mano transmitiría menos calor al líquido), b) es más difícil derramar un vaso de cristal que uno de plástico (el plástico se deforma al sujetarlo y sobre una superficie tiene menos estabilidad).

Bueno, este último punto lo pongo un poco de broma, pero creo que las ventajas suplen con creces la necesidad de tener que lavarlos tras cada uso.

img

Adjuntos

  • 1323
  • 10
  • 16

Creado por

jaimeobregon

jaimeobregon

Sacos

Finalists Contest Smart city

Etiquetas

Finalista Concurso
Evaluaciones de viabilidad

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Evaluaciones técnicas

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario

10 comentarios

  • rutenca

    Es muy buena idea, aunque temo un poco con el cristal. Yo eso lo he visto en Bruselas con vasos de plástico rígido, pagas el vaso como fianza, si lo devuelves te devuelven el dinero. Además puede servir como "recuerdo", porque en algún festival vi que el vaso estaba serigrafiado y hay gente que se lo quedaba de recuerdo

  • ma1986

    Los vasos de la Semana Grande de bilbao no son de cristal, son de plástico duro. Además la fianza se devuelve cuando entregas el vaso, por lo que, si no lo pierdes, no hay gasto extra :)

  • maloftabirdo

    No sé yo, no me acaba de convencer. Yo creo que al final veríamos las zonas de casetas llenas de cristales rotos por el suelo. A parte de esto, veo desventajas como: gasto de agua en el lavado, encarecimiento de la consumición en un principio al pagar la fianza... no sé. Por lo que dices en Stuttgart se hace; podría probarse aquí un año y ver qué tal va.

  • ma1986

    En la Aste Nagusia bilbaína se hace lo que ya comentáis algunos, se paga por el vaso una cantidad pequeña y lo utilizas toda la noche o todas las fiestas hasta que lo devuelvas y te reintegran la cantidad. A veces la sensibilidad ecológica sólo se adquiere cuando hay dinero de por medio, aunque la cantidad sea ínfima. Y creo entender que les funciona muy biena.

Las cookies nos permiten ofrecerte nuestros servicios y mejorar tu experiencia como usuario. Más información