Saltar al contenido

Tributo a María Dolores Pradera

En el 2012, Maria Dolores Pradera ( tras aplazarlo desde Febrero a Marzo por casa de una neumonía) canceló en Cantabria la última actuación que había anunciada en su última gira. Cantabria se quedó de este modo con el inmenso placer de escuchar a una voz emblemática para varias generaciones de Cántabros, con temas como "amarrados", "El rosario de mi madre", "Fina estampa", "La hija de don Juan Alba", "Caballo prieto azabache"....

Santander tiene la oportunidad de saldar esta cuenta del alma pendiente. Y lo puede hacer con músicos de Santander, de la solvencia y la calidad de voz del veterano bolerista santanderino Nanin Rodríguez ( que ya era bolerista profesional en 1952 ¡¡ hace 65 años !! cuando fundó el trío "Los Brisas", con los que se mantuvo hasta 2012), y el requinto y voz del tenor Manuel Encabo ( coordinador de la Asociación ProBoCa, que se dedica a la promoción del bolero en Cantabria) y sobre todo, con la elegancia y la voz de la excelente mezzo-soprano de Cantabria Iliana Casanueva, que ya ha demostrado en escenarios como El Auditorio del Sardinero su excelente calidad en proyectos como este, pero que mantienen una enorme actividad tanto como bolerista ( en el grupo "toda una vida de boleros"), como en su faceta de cantante lírica y como maestra de maestros, pues es una de las más reconocidas maestras de canto de Santander.

Los últimos discos de María Dolores Pradera fueron producidos al jubilarse - los grabó justo antes de renunciar a su actuación en Cantabria y salieron al mercado en el 2012 y en el 2013- por el hijo del maestro santanderino Juan Carlos Calderón, Jacobo Calderón, que consiguió reunir para el proyecto a la práctica totalidad de las voces melódicas de España. De nuevo, Cantabria está en primera línea en el justo homenaje a la dama de la canción.

Santander, en su Semana Grande, debe pensar en espectáculos dirigidos a un sector de la población que siente vínculos afectivos y emocionales con las canciones de María Dolores Pradera, que aprecia su elegancia y su modo de transmitir - pues también era una consumada actriz - en el escenario. La calidad de este "Tributo a María Dolores Pradera" no defraudaría ni a la propia dama de la canción, pues se ofrece con la solvencia musical de cuatro músicos ( guitarra, requinto, contrabajo y percusión) y con la elegante presencia y la excepcional calidad de voz de la santanderina Iliana Casanueva.



  • 255 visitas
  • 0 comentarios
  • 6 votos
Creado por
manuel encabo
Estado del ciclo de vida
Evaluaciones de viabilidad

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Evaluaciones técnicas

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario
Las cookies nos permiten ofrecerte nuestros servicios y mejorar tu experiencia como usuario. Más información