Saltar al contenido

Smart City Council (Ayuntamiento Inteligente)

Es un hecho que la implicación del Ayuntamiento de Santander en el ámbito de las Smart Cities o ciudades inteligentes ha convertido a nuestro municipio en un referente europeo. Cientos de sensores , pantallas informativas colocados en diferentes puntos de la ciudad, aplicaciones para móviles y un montón de información en internet, nos permiten entre otras cosas conocer la calidad del aire, el nivel de ruido, la disponibilidad de plazas de aparcamiento, los horarios de los transportes urbanos y muy pronto los servicios de retirada de basuras acudirán a retirarlas sólo en el preciso momento en el que sea necesario, son un ejemplo entre un largo etc. de actuaciones encaminadas a facilitar y mejorar la calidad de vida de los habitantes y visitantes del municipio.

Todo esto está muy bien, pero creo que ha llegado el momento de pensar que una ciudad inteligente debe de disponer de edificios inteligentes. A mi modo de ver creo que cualquier edificio, ya sea público o privado en el que se ofrezcan servicios a los ciudadanos, debiera de habilitarse para facilitar las gestiones, visitas o cualquier otra actividad que en él se realice.

Mi idea se podría desarrollar sobre cualquiera de los tipos de edificios mencionados, pero que mejor edificio para empezar que el propio Ayuntamiento de Santander y ello sólo pretende ser un modesto ejemplo de lo que se puede hacer en este ámbito.

Por mi actividad acudo con relativa frecuencia a la Casona para realizar gestiones de todo tipo, y aunque he de decir que en los últimos tiempos éstas se han simplificado mucho, son susceptibles de ser modernizadas enormemente, por ello voy a exponer un ejemplo concreto de como seria la tramitación de una Licencia de Apertura o un simple cambio de titularidad de alguien que quiere emprender un negocio, pero esto puede extrapolarse a cualquier otra gestión realizable en el Ayuntamiento.

La sesión comenzaría en el vestíbulo del ayuntamiento con la presentación del DNI al policía que está allí para identificar a todas las personas que entran, para lo cual normalmente se genera una pequeña cola debido a que es necesario sacar la mencionada documentación para escanearla. Después hay que dirigirse al ala izquierda del edificio, al negociado de Licencias y Autorizaciones para que revisen la documentación que hay que presentar, para lo cual es normal esperar algún tiempo porque de nuevo se generan colas. Si todo está correcto, hay que pasar al ala derecha del edificio donde una máquina expendedora te da turno para que te atiendan en el Negociado de Tasas donde te expiden unos documentos que hay que presentar en la oficina bancaria que hay en las mismas dependencias municipales, donde nuevamente hay que esperar otra cola para abonar las tasas correspondientes, con el agravante de que si no dispones del dinero en metálico o no tienes cuenta con esa Entidad, se ha de salir del ayuntamiento, dirigirte a un cajero automático y volver a repetir el proceso en la cola de la entidad bancaria. Pero vamos a ponernos en el mejor de los casos, llevamos el metálico suficiente, entonces pagamos nos sellan los papeles y nos dirigimos de nuevo a la máquina expendedora de turnos, esta vez para dirigirnos de nuevo a otra cola, generalmente más numerosa, el negociado del Registro General, con lo cual damos por terminado el proceso.

 Sin exagerar este proceso puede durar en el mejor de los casos no menos de una hora y cuarto. Con mi propuesta de Smart City Council el proceso sería el siguiente: Con una aplicación informática descargada en el móvil, asimilable a la que existe para el pago de la Ola, donde también tendríamos que registrarnos, conseguiríamos que con el simple gesto de acercarlo a una máquina como las que disponen ya en algunos comercios de la ciudad para abonar las compras, máquinas de tecnología tipo "Contactless", que sin necesidad de sacar ninguna documentación, nos servirían para que el policía de la entrada solamente comprobaría en su pantalla la identidad de la persona. Después nos dirigiríamos al negociado de Licencias y Autorizaciones allí comprobarían que la documentación a presentar seria la correcta y de ser así nos la recogerían y nos facilitarían un código, que introducido en la aplicación, nos permitiría realizar una transferencia bancaria para el abono de las tasas o si lo prefiriéramos el pago en la propia entidad bancaria sita en el Ayuntamiento, donde una vez hecho el pago se podría recoger la autorización en el propio registro general, en nuestro domicilio, por correo electrónico o por cualquier otro medio facilitado.

El tiempo estimado para realizar estas operaciones no debería superar los 15 minutos, además de la comodidad que supondría para el contribuyente, todas las operaciones realizadas quedarían registradas en el ordenador central, con  lo cual se facilitaría la labor de los funcionarios y habría un menor riesgo de errores o extravíos, al no quedar todo el papel generado en cada proceso desperdigado por diferentes negociados del Ayuntamiento.
  • 264 visitas
  • 0 comentarios
  • 0 votos
Creado por
alb57
Estado del ciclo de vida
Evaluaciones de viabilidad

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Evaluaciones técnicas

Aún no hay evaluaciones.

Puntuación promedio ~

Comentarios

Para mantener la alta calidad de los contenidos, debes acceder para dejar un comentario
Las cookies nos permiten ofrecerte nuestros servicios y mejorar tu experiencia como usuario. Más información